Fósforo: el mineral que debe conocer

El fósforo actúa con el calcio para desarrollar huesos fuertes y mantener sanas otras partes del cuerpo. Y el fósforo se encuentra en muchos alimentos.

Cuando los riñones ya no pueden mantener el nivel adecuado de fósforo, este se acumula. En ese momento, el fósforo se vuelve perjudicial para su organismo. Los altos niveles de fósforo causan lo siguiente:
  • Mayor riesgo de fracturas de cadera.
  • Mayor riesgo de enfermedad cardiovascular, que es una enfermedad del corazón y los vasos sanguíneos.
Conclusión: Es necesario que tenga los niveles de fósforo controlados para mantenerse más saludable con enfermedad renal crónica.

MANTÉNGASE EN CONTACTO. SUSCRÍBASE A NUESTRA LISTA DE CORREO.

Obtenga las últimas novedades en la atención renal además de deliciosas recetas aptas para pacientes renales y el valioso consejo de personas como usted simplemente.
REGÍSTRESE

¿Qué alimentos tienen alto contenido de fósforo?

Los lácteos son una de las principales fuentes de fósforo. El chocolate también. Además, existe fósforo oculto en muchos alimentos y bebidas procesados. Se conocen como productos que contienen aditivos de fósforo. Y son perjudiciales para la salud cardíaca y ósea.

¿Qué puede hacer para limitar el consumo de fósforo? Comience por conocer algunos alimentos básicos con alto o bajo contenido de fósforo.

Alimentos con alto contenido de fósforo


FÓSFORO CON OTRO NOMBRE, AÚN SIGUE SIENDO, SÍ, FÓSFORO 

  • Ácido fosfóricos
  • Fosfatos de sodio
  • Polifosfatos
  • Fosfatos monocálcicos
  • Cualquier sustancia que contenga “FOS” 

Alimentos con bajo contenido de fósforo


FORMA DE VIVIR PLENAMENTE

Cambie los alimentos con alto contenido en fósforo por los que contengan menos. Lea los ingredientes para dar con fósforo oculto (fosfatos) para que pueda mantener su nivel en donde lo desea.

Fósforo oculto: lo que no figura en las etiquetas de información nutricional

El fósforo se encuentra de forma natural en alimentos tales como productos lácteos, pescado, carne de ave, carnes rojas, nueces, granos integrales y legumbres. Además, el fósforo se agrega comúnmente en la forma de fosfatos a alimentos que nunca antes lo contenían. ¿Por qué?

Los fosfatos se utilizan para lo siguiente:

  • Realzar el sabor y el color de los alimentos.
  • Mejorar la textura y prevenir la formación de grumos.
  • Prolongar la vida útil de los alimentos.
Para todas las personas, los aditivos de fosfato son perjudiciales para la salud cardíaca y ósea. Las compañías de alimentos ni siquiera están obligadas a incluir estos aditivos en la etiqueta de información nutricional. No obstante, deben figurar en la lista de ingredientes.

No todo el fósforo se crea igual. El fósforo que se encuentra de forma natural en los alimentos se absorbe menos que los aditivos químicos a base de fósforo. Busque palabras que contengan “fosf” en las etiquetas de alimentos e intente evitarlos.

SE AGREGA FÓSFORO OCULTO
A:

  • Carnes
  • Aderezos para ensalada
  • Bebidas
  • Productos de panadería
  • Postres instantáneos & Gelatinas

Carnes con agregado de fosfatos ocultos

  • Carnes procesadas
  • “Carnes elaboradas” como croquetas de pollo
  • Perritos calientes
  • Embutidos

Bebidas con fosfatos ocultos

Muchas aguas mejoradas o aguas carbonatadas contienen fosfatos ocultos. Busque estos aditivos en la etiqueta:
  • Hexametafosfato de sodio (aguas saborizadas)
  • Ácido fosfórico (bebidas carbonatadas)

Elija bebidas en botellas de vidrio

Lo crea o no, hasta el tipo de botella en el que viene su bebida es una pista para fosfatos ocultos. Las bebidas en botellas de vidrio contienen menos fosfatos que las que vienen en botellas de plástico o latas, ya que necesitan menos conservantes. Evite estas bebidas en botellas plásticas o latas:
  • Tés helados
  • Bebidas para deportistas 
  • Aguas saborizadas
  • Refrescos de frutas

Elija agua natural. Evite las aguas con vitamina.

Las aguas con vitamina contienen más fosfatos que vitaminas. Realmente. Usted puede preparar su propio té helado o saborizar el  agua con un refrescantes rodajas de limón, lima o  pepino —y sabrá que evita los fosfatos ocultos.

El mejor consejo: Hable con su médico o dietista para crear un plan de comidas aptas para pacientes renales.

Si le resulta difícil saber qué comer exactamente, sepa que no está solo. Todos comienzan con preguntas sobre lo que pueden incluir en las comidas y la cantidad que pueden comer. Y una vez que comience con la diálisis, su dieta volverá a cambiar. Así que trabaje con el médico o el dietista para diseñar un plan de comidas que le gustará. Consulte con ellos regularmente para saber lo que es necesario modificar. Estar al tanto de sus necesidades alimentarias especiales le permitirá comer sano y vivir plenamente.